Beneficios ambientales y económicos de las celdas solares

En la actualidad, el avance tecnológico ha permitido que se pueda absorber la energía solar para almacenarla y convertirla en forma de energía química, para posteriormente aprovecharla en otras circunstancias. El calor solar es una fuente natural de energía que nos permite obtener iluminación, calefacción, agua caliente y energía eléctrica, sin contaminar el medio ambiente.

Hoy, en el blog de Bioeco les contaremos los beneficios de las celdas solares para el cuidado y protección de nuestro planeta.

Cada vez más personas descubren los beneficios económicos de la energía solar, que es gratuita y renovable; los paneles solares se han vuelto una opción atractiva para reducir los costes económicos en los hogares e industrias, bajo la premisa de que la energía térmica proveniente del sol nos llega diariamente y sin ningún costo. En México, las cuentas de los recibos de luz incrementan periódicamente, con un gran impacto a los bolsillos tanto de las familias como de las empresas, por lo que las energías renovables se han vuelto cada vez más solicitadas.

Pero los beneficios van más allá de los bolsillos de la población, ya que la energía térmica almacenada a través de paneles o celdas solares es capaz de satisfacer las necesidades de consumo energético, pues puede alimentar a los aparatos eléctricos, pues la energía solar se atrapa y convierte en energía mecánica y eléctrica por medio de los paneles.

Cuando las celdas solares  entran en contacto con la energía o luz solar, se produce energía eléctrica capaz de alimentar a los diferentes aparatos eléctricos, lo que puede reducir hasta un 90 por ciento los recibos de luz; los resultados en ahorro se reflejarán en los primeros siete días posteriores a la instalación de estos paneles.

La energía solar es una parte de nuestra vida cotidiana, tan cotidiana es que muchas veces pasa desapercibida por las personas, quienes la damos por sentado; hasta hace unos años se desconocía la forma de aprovechar los beneficios de esta energía para la generación de energías renovables que brindaran beneficios económicos y de cuidado al medio ambiente. Los principales beneficios de implementar celdas o paneles solares a nuestro hogar o negocio son:

La energía proveniente del sol es renovable, es decir, es una fuente de energía constante que se encuentra presente todos los días, por lo que no tenemos que preocuparnos por quedarnos sin luz, aunque el día se encuentre nublado.

La energía solar no causa impactos en el medio ambiente, a comparación de los combustibles fósiles que se utilizan para la producción de energía artificial, que son los principales contaminantes de los gases de efecto invernadero, del calentamiento global, de la emisión de dióxido de carbono y sustancias cancerígenas; por su parte, las células solares no causan emisiones tóxicas para el ser humano ni para otros seres vivos.

La energía almacenada por las celdas solares  es confiable y puede almacenarse para que dure por varias horas, sin la necesidad de darles mantenimiento; ya que su instalación debe ser realizada por profesionales, no habrá partes móviles que puedan caerse o que puedan ser robadas con facilidad, por lo que es una opción confiable a la par que una inversión segura para aplicaciones industriales, empresariales o domésticas.

Durante la captación y almacenamiento de energía, los paneles solares no hacen ningún ruido, de hecho son la fuente de energía renovable más silenciosa que existe, lo que posibilita la instalación de sistemas solares en cualquier sector, como en el hospitalario, por ejemplo.

 Si bien la inversión puede ser alta al momento de adquirir sistemas de energía solar, a largo plazo será una inversión que se pagará sola pues la energía del sol es gratuita, a comparación de las compañías eléctricas que nos hacen llegar sus tarifas mes con mes, o cada dos meses. Una vez que se implementan los sistemas de energía solar, no es necesario conectarse a la red eléctrica, ya que quienes los utilizan tienen una opción completamente autosustentable, que no requiere de la electricidad artificial para funcionar.

Existe una gran variedad de sistemas de energía solar disponible, así como diferentes grados de costos, por lo que cualquier persona puede adquirir los paneles o celdas de almacenamiento solar que le convenga; incluso se puede adquirir sistemas pequeños e ir incrementándolos poco a poco con base en los ahorros económicos que se obtenga.

En ocasiones, quienes construyen grandes sistemas de paneles solares, pueden obtener un exceso de electricidad, que puede hacer girar el medidor de electricidad al revés, por lo que las compañías de energía eléctrica pueden comprar ese exceso de electricidad o dar crédito por el mismo, aunque es importante ponerse en contacto con las compañías eléctricas locales para mayor información. Incluso es posible obtener créditos fiscales por parte del gobierno, ya que suelen ofrecerse deducciones o incentivos para quien adquiere sistemas de energía solar, que pueden cubrir del 20 al 30 por ciento de los gastos de adquisición del sistema.

En los últimos años, la tecnología para el almacenamiento de energía solar ha evolucionado, mejorando constantemente; los datos indican que cada año, más y más personas adquieren paneles solares para sus hogares y negocios, con grandes beneficios tanto para su economía como para el medio ambiente.

Si buscas una opción para reducir tu tarifa de energía mensual, en Bioeco contamos con la mejor solución: las celdas solares, con las que podrás obtener una fuente energética renovable, constante, confiable y segura, que te permitirá ahorrar y proteger el medio ambiente.

Llámanos y conoce las soluciones que en Bioeco tenemos para ti.